jueves, 16 de marzo de 2017

El arte medieval: siglo XI al XV



Vamos a trabajar las principales manifestaciones artísticas de los últimos cinco siglos de la Edad Media. Los contenidos básicos se expresan a continuación, y como actividades debes:
  • Anotar en el cuaderno el significado de las palabras destacadas en azul. Búscalas en el Diccionario Visual de Arte. En algunos casos puede ser conveniente añadir un dibujo o esquema.
  • Visitar las obras de arte que he enlazado. Aunque puedes mirar por encima el texto, lo importante son las imágenes de cada una: en ellas debes reconocer las características de los distintos estilos medievales.

Arquitectura románica


El románico es el primer estilo artístico europeo. Tras varios siglos de poca actividad constructiva, hacia el año 1000 se iniciaron por todo el continente nuevos proyectos, sobre todo castillos, monasterios e iglesias. Son muy parecidos entre sí, gracias a que el nuevo modo de construir se difundía con los peregrinos (por ejemplo, los que seguían el Camino de Santiago), y a que numerosas cuadrillas de constructores se desplazaban de un territorio a otro en busca de encargos.

Sus principales características son:
  • Se construyeron en piedra tanto los muros como las bóvedas, y así se protegían de los frecuentes incendios. Esto daba como resultado resultado un aspecto de fortaleza, con pocas ventanas, y oscuro en el interior.
  • Predominaron el arco de medio punto (semicircular) y las bóvedas de cañón (también semicircular), de arista (el “cruce” de dos bóvedas de cañón) y de horno (la cuarta parte de una esfera).
  • Los interiores se decoraban con pinturas murales (cubrían paredes y techos) y tapices.
  • Las iglesias tenían planta de cruz latina: una o varias largas naves dirigidas hacia el ábside (donde estaba el altar), y otra perpendicular más corta llamada transepto.
Más información sobre una obra representativa:

Arquitectura gótica

En el siglo XIII triunfó el nuevo estilo gótico. Con el crecimiento de las ciudades, se construyeron en ellas nuevos edificios, tanto religiosos como civiles: catedrales, ayuntamientos, lonjas, hospitales...
Sus principales características son:
  • Al perfeccionarse las técnicas constructivas, los muros podían abrirse en grandes ventanales: el interior quedaba inundado de luz, coloreada por medio de las vidrieras.
  • Predominaron el arco apuntado, de aspecto más vertical, y la bóveda de crucería, formada por el entrecruzamiento de arcos. En el exterior, otros arcos (los arbotantes) reforzaban la estructura.
  • Las iglesias mantuvieron la planta de cruz latina, pero eran cada vez mayores y más elevadas.
Más información sobre una obra destacada:

La escultura y la pintura

Estaban al servicio de la arquitectura: la escultura dominaba en portadas, ábsides y capiteles de las columnas, mientras que la pintura al fresco prolifera sobre muros y bóvedas.

Sus principales características son:
  • Tienen carácter narrativo: cuentan historias, sobre todo religiosas.
  • En el románico no preocupaba imitar la realidad, y utilizaba formas esquemáticas y colores brillantes. 
  • El gótico fue cada vez más naturalista, y quería reproducir las cosas tal como las vemos.
  • A finales de la Edad Media, tanto la escultura como la pintura se habían independizado de la arquitectura. Se hicieron muy abundantes las obras exentas, como los retablos, pinturas al temple sobre tabla, y surgió una nueva técnica, el óleo.
A partir del siglo XI se multiplicaron las nuevas construcciones por toda la España cristiana. El nuevo estilo europeo, el románico se difundió a partir de Cataluña. Algunas de las obras son:
  • Aragón: la catedral de Jaca, el castillo de Loarre y los capiteles del claustro de San Juan de la Peña.
  • Castilla: San Martín de Frómista, los relieves del claustro del monasterio de Silos y, sobre todo, la catedral de Santiago de Compostela, con el espectacular Pórtico de la Gloria.
  • En pintura destacan los frescos (pinturas murales) de San Clemente de Tahull (Lérida) y del panteón real de San Isidoro de León.
Desde el siglo XIII se construyeron grandes catedrales en la Península Ibérica:
  • En la Corona de Castilla destacan las de León (que conserva las vidrieras originales), Burgos y Toledo.
  • Las catedrales de la Corona de Aragón son algo más tardías: Barcelona, Palma de Mallorca y Zaragoza (la Seo, construida en ladrillo en vez de en piedra).
  • Una construcción típica de la época son las lonjas, donde se reunían los grandes mercaderes. De esta época son las de Palma de Mallorca y Valencia
El mudéjar es un estilo típicamente español que convivió con el gótico.
  • Es el resultado del contacto de las arquitecturas cristiana e islámica, de la que toma materiales (ladrillo, yeso, azulejos), elementos (arcos entrecruzados), y formas decorativas (especialmente las lacerías geométricas).
  • Aunque inicialmente fue practicado por albañiles musulmanes, pronto transmitieron estas técnicas a sus compañeros cristianos, que siguieron utilizándolas durante varios siglos.
  • Tiene variantes castellanas, andaluzas y aragonesas. Destaca el conjunto mudéjar de Teruel (torres de varias iglesias, techumbre de la catedral), declarado Patrimonio de la Humanidad.
Algunas obras destacadas:


No hay comentarios:

Publicar un comentario